7 ene. 2009

Tarde de ¿rebajas?

Hoy tenía la intención de actualizar el blog con un post muy distinto a éste, que ya tenía medio redactado, pero las cosas van como van.

Hace unos días me planteé mentalmente qué iba a comprarme en rebajas de una forma realista. Tengo el armario (vale, los armarios) hasta los topes de ropa que me gusta y me va bien (la que no me gusta o ya no me va, la doy) y estoy segurísima que tengo como mínimo 5-6 prendas con la etiqueta aún colgando. Y hay muchas otras que sólo me he puesto un par de veces. Me pasa lo mismo con los zapatos. Porque, además de comprar demasiado, me dura todo mucho, no se rompe nada (ni la ropa, ni los zapatos, ni las medias).

Soy consciente que durante las vacaciones de Navidad compré bastantes cosas que ya tenían descuento. Y esas cosas (chaqueta, botines, jerseys -sí, en plural- y camisetas -también en plural) eran las que debería haberme comprado por rebajas.

Total, que decidí que este año las rebajas de invierno no estaban hechas para mí. Y hoy me he reafirmado en mi decisión.

He salido de trabajar un poco antes de las 3 y he subido a pie hasta Plaza Cataluña. Porque que no me compre ropa no quiere decir que no pueda comprarme libros. He entrado a mi particular templo de la perdición, a la FNAC. Tenía un libro en mente, pero al hojearlo no ha acabado de convencerme, y cuando ya me iba he visto "Pollo con ciruelas", el único cómico de mi adoradísima Marjane Satrapi que no tenía. Y me lo he llevado.

Al salir, he cruzado por Massimo Dutti (tiene dos entradas) y... si tenía pocas ganas de comprar, ahora tengo ninguna. Parecía que hubieran pasado por allí Atila y sus hunos, los visigodos que arrasaron Roma y Gengis Khan y sus mongoles, todos a la vez. El suelo lleno de papeles. Ropa amontonada y desplegada de cualquier manera por encima de las mesas. Ropa colgando de cualquier manera de las perchas. Y una cola quilométrica para pagar. Sólo de verlo me ha agobiado.

He pillado el tren y durante el trayecto he leído "Pollo con ciruelas" (es que leo muy rápido y si se trata de un cómic, pues más). ¡Qué decepción! No me ha gustado. No tiene ni punto de comparación con "Bordados", que había comentado en su momento, o con "Persépolis", que me habían encantado ambos. Cuenta la historia del abuelo de Marjane, pero creo que está cogida con pinzas y sólo refleja aspectos casi anecdóticos de su vida. Y creo que haré algo que no hago casi nunca: devolveré el libro, porque no me apetece releerlo para darle una segunda oportunidad.

El tren me deja en pleno centro de Terrassa, así que, quiera o no quiera, tengo que pasar por delante de todas las tiendas. Y más de lo mismo: las de Inditex estaban arrasadas (Stradivarius, Massimo Dutti); Mango, igual, y lo de H&M no tiene nombre: si normalmente ya está desordenado, hoy aquello era el caos absoluto. Women's Secret estaba aún más arrasado y desordenado que el Massimo Dutti de Barcelona.

Conclusión: que es tiempo de rebajas. Y de carreras para llegar el primero. Y de bolsas. Y de ropa a montones. Y de tirar de Visa. Y, supongo, que del "rincón ordenado", con cosa de "nueva" temporada.
-------------------------
Por cierto... que cuando he llegado a casa tenía 3 cartas: la factura del móvil, la factura del gas (sí, sólo se acuerda la gente de mí para pagar, pagar y pagar) y una carta del gimnasio (o para darme malas noticias) . Han "decidido suprimir el servicio de toalla y no aplicar el incremento de la cuota correspondiente al año 2009". Eso sí, para quien quiera seguir "gozando" de este servicio van a contratar un servicio externo (hasta ahora había una chica que se encargaba de lavar, planchar y dar las toallas) que se pagará "a precio de coste" de 0,6€ por toalla. Razones: subidas contínuas en los suministros de agua, gas y electricidad. Un poco-bastante-mucho morro tienen. Estoy segurísima que si el IPC hubiera subido un 4,2%, como el año pasado, y no un 1,5% de este año (o eso dicen), hubieran subido la cuota igual, hubieran echado a la calle a la pobre chica de la lavandería y nos hubieran puteado igual. Porque la cuota de este gimnasio en concreto no tiene nada, absolutamente NADA, de barata. Con lo poco que voy y con el cabreo que llevo ahora mismo, estoy por desapuntarme.

12 comentarios:

maba dijo...

me he agobiado yo.. si me gusta poco comprar..en rebajas aún menos.. así que..

estas rebajas le copio el modelo a miu...unos clarks que le tenía ganas...estoy a la espera de que confirme que son comodísimos..e intentaré comprarlos

muchos besos!

sudokera dijo...

No m'extranya...a qui se li acudeix anar a de rebaixes el primer dia!!! Millor deixa-ho per un divendres...ju ju...

oL dijo...

jajajajajajaja me ha encantado tu post!!!! me encanta tu blog!!!!!!!

Yo sí que he ido a las rebajas!he comprado algunas cositas pero es verdad que eso parecía... yo que sé lo que parecía! terrrrrrrrrror me ha dado!
un besazo

Mara dijo...

También es día de colas horribles y de devoluciones de regalos... que he ido a comprarle un regalito a mi novio y he estado 40 minutos en una cola! Madre mía!!

Parsimonia dijo...

¿Es la escritora de la película Persépolis? A mí me gustó.
A veces, cuando un producto sale bien quieren explotarlo de cualquier modo y quizás ya no tenía más que decir por el momento la autora.
Cuando yo iba al gimnasio del pueblo donde vivo me llevaba mi propia toalla, pero para ponerla en el sillín de la bici, que era muy incómodo ;D.
Prueba otros gimnasios. Ahora con la crisis seguro que muchos han bajado las tarifas.
Un beso.

Mrs. Knook dijo...

No te puedes ni imaginar lo que fue aquí ayer con el inicio de las rebajas. Si te digo que estuve en un atasco para conseguir llegar al corte ingles a las 8 de la tarde... Si es que en mi vida había visto algo así!!

julia dijo...

Yo este año paso un poco de rebajas, me daré una vuelta este finde, pero no voy con intención de cargarme de bolsas..que pronto el armario me insulta y me escupe la ropa jajaj

coco dijo...

buffffffffffffff....... facturas... pagar y pagar... deberían de venir con una dosis de paciencia!

besos y feliz año

Blaudemar dijo...

Maba: ya te he comentado en tu blog que yo tengo esas mismas clarks y son muy cómodas para la vida "normal", pero echar carreras con ellas,como que no. Y lucen, lucen mucho.

Sudokera: ¿insinues alguna cosa? Jo he descobert un lloc on et vull portar a berenar un dia...mmmmm

oL: no conocía tu blog, pero gracias a ese comentario lo he visitado y... ¡me ha encantado! ¡Volveré!

Mara: sí, sí. Las colas eran impresionantes.

Parsimonia: sí, es la misma. A mí Persepólis y también Bordados me encantaron. Pero ese me ha defraudado. Los otros reflejan la vida en un país, con muchísimas dificultades. En este se cuentos unos pocos pasajes de la vida del abuelo de Marjane, incidiendo en su particular historia de amor. Y a mí me parece muy poco real, muy fraccionada. Me esperaba algo en la tónica de Persépolis y no lo es.

Mrs Knook: ¡ya tengo "mis" bagels! Paso por allí varias veces y nunca, nunca, nunca había reparado en la tienda. ¡Gracias!

Julia: jajajaja, el mío también está a punto de hacer lo mismo! Y si no, lo hará mi pareja! :)

Coco: sí, ya te digo. Ayer por la tarde ya se me había agotado la paciencia, eso de volver al trabajo no es bueno... :(

Señorita Puri dijo...

la foto de la loca entrando en el corte inglés me ha encantado

Démo Forever dijo...

Yo ya me espero a las rebajas de las rebajas, que es cuando encuentro chollos.
Un saludo!

Maria stories dijo...

Muchas gracias! Ya tengo la cámara arreglada!

Un beso