8 ene. 2008

Bla, bla, bla



Me encanta la forma de hacer política de este país. Bla, bla, bla... Grandes palabras. Muy bonitas. Da igual quien las diga, en el fondo y en la forma sólo se promete y se promete. Queda muy bonito sobre el papel y aún más en los telediarios.

Ahora mismo sólo estoy hablando de Cataluña, pero titulares como:

* El Gobierno favorecerá las donaciones de padres a hijos para la adquisición de la vivienda habitual (¿cómo? Pues reduciendo el impuesto sobre sucesiones y donaciones).

*El cuarto cinturón ferroviario, que va a hacer posible que, por ejemplo, pueda irse de Terrassa a Mataró sin tener que ir a Barcelona a cambiar de tren, será una realidad.

* La Línea 9 del Metro llegará al aeropuerto del Prat.

Hoy, por temas de trabajo, me ha tocado mirar la Ley de Presupuestos de Cataluña y, entre mucho más bla, bla, bla:

* Es cierto, se rebaja el impuesto de sucesiones y donaciones, pero sólo para las donaciones de hasta 60.000 euros (o 120.000 si el hijo tiene una disminución superior al 65%) y siempre y cuando el hijo o la hija en cuestión tengan menos de 32 años, tenga determinados ingresos máximos (que, por ejemplo, yo casi supero ya) y compre el piso en un plazo máximo de 3 meses. Ummmmmm... yo diría que tanto condicionante hará que los padres catalanes que puedan sigan comprando un piso en Madrid, se lo den a los hijos, éstos lo vendan y con el dinero obtenido se compren el piso en Cataluña... y todo eso sin pagar impuestos (en Madrid la legislación fiscal es distinta y, visto está, más favorable).

* Respecto al cuarto cinturón ferroviario, la ley dice:

“El Gobierno, dentro de las disponibilidades presupuestarias, debe destinar los recursos necesarios para hacer el proyecto de un cuarto cinturón ferroviario que conecte los municipios de Mataró, Granollers, Sabadell, Terrassa, Martorell, Vilafranca del Penedès y Vilanova i la Geltrú”.

Ummmm.... como siempre, dentro de las disponibilidades presupuestarias. Para mí, y salvo que se demuestre lo contrario, esto es más bla, bla, bla... Además, un “proyecto” no es igual a “cuarto cinturón”. Nada, tú, que para ir de Terrassa a Mataró en tren seguiré yendo primero a Barcelona, cambiaré de tren, y tardaré como hora y media en hacer un trayecto que podría hacerse en media horita.

* Lo mismo pasa con la línea de metro que debería unir Barcelona con el Aeropuerto:

“El Gobierno, en el marco de la previsión de recursos destinados a la construcción de la línea 9 del metro, y dentro de las disponibilidades presupuestarias, debe garantizar que esta línea llegue al aeropuerto del Prat”.

Muy bueno. Otra vez, según “disponibilidades presupuestarias”. Y sin plazo máximo. Algún día llegará (esperemos). Como siempre, a apechugar, paciencia y a aguantar esperas, colas, retenciones...

Suerte que la Ley de Presupuestos se publica siempre en el diario oficial el 31 de diciembre, que si llega a publicarse el 28 de diciembre sería una auténtica inocentada.

------------------------

Había escrito ya el post hasta aquí, pero como que tanto bla, bla, bla no es sólo exclusivo de Cataluña, me he ido a mirar la Ley de Presupuestos estatal (que la publicaron el 27 de diciembre. Un día más y sí que hubiera sido una auténtica inocentada, una tomadura de pelo).

* Esta disposición es buenísima:

"El Gobierno llevará a cabo las oportunas modificaciones legales para que las familias monoparentales con dos hijos a cargo tengan la consideración de familia numerosa."
Teniendo en cuenta que la legislatura prácticamente está terminada y yo no veo muy claro que el PSOE repita victoria... veremos cómo queda eso. Que, por otro lado, considero de justicia que tire adelante, y pronto, no “algún día”.

* Otra disposición de esas que “molan” y dan titulares en periódicos es la que vuelve a introducir una deducción en la declaración de renta por alquiler... pero sólo en caso de personas con bases imponibles inferiores a 12.000 euros o a 24.000 euros con (más) condicionantes. De nuevo, la “clase media” vuelve a quedar excluida de la “mejora”. Y esas deducciones, con esos ingresos no son prácticas. Debería haber ayudas más efectivas y directas para las personas que lo necesiten, no esa mierda de deducciones que no ayudan en prácticamente nada.
--------------------------

Podría seguir, pero ya me he sulfurado bastante. Está bien que se creen –o se recuperen- estas ayudas para colectivos que lo necesitan, o que se escriba –por aquello que las palabras se las lleva el viento- que se necesita mejorar las infraestructuras, (que no es por nada, pero es que con el PP no había ni la simple previsión) pero es que con ese tipo de redacción, en futuro, en condicional, con mil y un requisitos –y sí, ya sé que es básico disponer de los medios económicos suficientes para poder pagarlo-, pues queda todo como bastante desvirtuado. Y no debería ser así. Los políticos deberían aprender que no pueden quedar bien con todo el mundo, porque eso, por una “simple” diferencia de ideas, es imposible.

Bla, bla, bla...

2 comentarios:

Namy dijo...

nunca hay disponibilidad presupuestaria, pero para vivir a cuerpo de rey si que hay money!...en fin!...
Que la política es un teatro, actúan de cara a nosotros y luego por detrás, vete tú a saber!.
Besitos.

Shopaholic dijo...

Es una verguenza, estoy contigo en los telediarios todo tan bonito y luego todo mentira, pero como aqui no pasa nada pues ala... pa´lante...

Un beso!